lunes, 22 de septiembre de 2008

El comienzo del final

Empiezo a escribir en este recién creado blog. Y lo hago porque de alguna manera siento la necesidad de escribir. Lo hago porque no sólo tengo más tiempo desde que dejé de trabajar [bueno, de practicar si he de ser más sincero], también lo hago porque cuando estoy triste se me da por hacer estas cosas.
Le puse de título "Casa de Perro" porque la casa de un perro es un lugar único para el fiel cuadrúpedo, -sino pregúntenle a mi perro, o pregúntale al tuyo si lo tienes- y este blog es sólo un "sitio" para mí, para escribir lo que me venga en gana.
En este momento me estoy perdiendo una clase en la universidad, y lo peor es que es una clase que me gusta. Pero peor aún es que me la pierdo porque me quedé sin dinero para el ahora más oneroso transporte público [fue culpa de medio pollo a la brasa que mi estómago requirió a la hora del almuerzo].

En fin, qué puedo decir de mi? En realidad no mucho. Como los inteligentes deben haber intuído, estudio en una universidad. Y es privada, lo que hace que, como algunos, mis padres a veces sufran por pagarla. Yo mismo tuve que hacerlo por un tiempo mientras practiqué. Por cosas de la vida, estudio Derecho, aunque dicen que para algunas otras soy chueco, retorcido, y patrañas por el estilo.

Tenía hace unos dos años otro blog. A veces escribía lo que pensaba de la "realidad nacional", pero terminé por intoxicarme de eso y al final sólo hacía "copy paste" de las noticias que encontraba importantes, y si quería, las comentaba [siempre poniendo la fuente, por cierto].

Eso será todo por hoy, finalizo esta breve presentación con una frase de una buena canción, a ver quien la adivina:

"Hoy voy a empezar, hoy es el comienzo del final..."